27.6.11

Oda a los tiempos pasados

Y hubo un tiempo en el que los mosquitos se escayolaban las alas con típex para no tener que pilotar, porque el paro estaba muy bien pagado por la administración, por eso todos los mosquitos querían el paro por eso Paco Antonio de los Ríos se fue al campo, preñó a una mujer que su hijo fue cura que lo parió, lo sacó de paseo y lo llevó al orfanato. Allí conoció a Sacristerio Sánchez, que su madre, la Mariana era vecina del cura y luego desapareció escapándose con Francisca del Moral que le metió 400 tiros al marido anterior para conseguir un meteorito de madera hecho por un cura para destrozar la carne del universo. Hay que pensar que todo es nada y nada es todo y el dolor de pensar con los dedos de los pies no es igualable con nada raro que pase. También podemos comer con las orejas y sonriendo con la nariz y haciendo lo que nadie hace, jugar al tenis con una mala ostia que te cagas porque una persona inglesa muy guapa y de ojos azules me persigue en mis sueños y arde en deseos de tomarme. Además sueño que soy guerrero y destruyo la vida por misión divina y mi vida se contradice cuando el inglés de ojos, ahora verdes, me ha tomado definitivamente y me ha gustado.

5 comentarios:

  1. Eso es lo que tenemos que hacer el martes! jajaja que risas

    ResponderEliminar
  2. Jajaja, seguro que has identificado a todos los que hicimos ese escrito!!

    ResponderEliminar
  3. El tuyo puede ser el segundo. El Mío es el último casi seguro

    ResponderEliminar
  4. Nooo, el mio es el primero!!! el segundo es Alvaritooo

    ResponderEliminar